Diario Córdoba | Lunes, 22 de mayo de 2017

ENTREVISTA

Joaquín Pérez Azaústre ESCRITOR : "No seguiré en Cosmopoética. Siempre supe que iba a ser algo muy temporal"

FRANCISCO ANTONIO CARRASCO 26/01/2014

LUGAR Y FECHA DE NACIMIENTO CORDOBA, 1976.

TRAYECTORIA HA PUBLICADO POEMARIOS COMO 'UNA INTERPRETACION' Y 'LAS OLLERIAS' Y NOVELAS COMO 'LA SUITE DE MANOLETE', CON LOS QUE HA GANADO LOS PREMIOS ADONAIS, FUNDACION LOEWE Y FERNANDO QUIÑONES.

Su último poemario, Vida y leyenda del jinete eléctrico (Visor, 2013), con el que obtuvo el premio Jaime Gil de Biedma por unanimidad, ha recibido una gran acogida de crítica y público. Ahora, tras dos años como coordinador literario de Cosmopoética, anuncia su retirada en esta entrevista. "Estoy con otra novela y eso absorbe todo mi tiempo", argumenta, negándose a la polémica. Una decisión que abre una nueva etapa en su vida y en el festival poético cordobés, que deberá buscar un coordinador literario con urgencia para preparar la próxima edición.

--Su nuevo libro, en el que no usa mayúsculas ni signos de puntuación, es muy distinto a los anteriores. ¿Cómo lo han recibido sus lectores?

--Estoy muy satisfecho por la venta del libro, que lleva ya tres meses en las listas de los más vendidos, y por la respuesta de la crítica, con su elección como uno de los cinco mejores libros de 2013, a pesar de haber salido en noviembre. Quizá la difícil coyuntura sociopolítica, usada como coartada para el recorte de derechos fundamentales, demanda una poesía en la que el compromiso con el lenguaje cabalgue junto al ético.

--'Vida y leyenda del jinete eléctrico' es un largo y único poema, dividido en 36 partes. ¿Cómo surgió y por qué lo hizo así?

--Desde hace años tenía claro que en la filmografía de Robert Redford se podía elaborar un discurso crítico sobre nuestros conflictos: la crisis de la democracia, el interés de los gobernantes por controlar la libertad de expresión, el sistema penitenciario, la ecología, la rebeldía individual, el periodismo de investigación ante el abuso del poder, la independencia del creador... Esto se ve en películas como Todos los hombres del presidente, Los tres días del Cóndor, Brubaker, El río de la vida, Tal como éramos o El jinete eléctrico ... Imaginé esa poética como una larga respiración en la que el cine de los 70 se mezclaba con el mundo grecolatino y la actualidad.

--Permítame una imagen. Es como si a usted lo hubieran subido al ring y hubiera empezado a soltar todo lo que tenía dentro. ¿Estoy equivocado?

--En la escritura hay algo de pugilístico, de lucha contra uno mismo. He encontrado la manera de decir lo que quería decir, con la intensidad y el ritmo que necesitaba.

--Es un libro muy duro. Algunos ejemplos: "porque todo es el canto del hachazo en la sien", "se ha gangrenado el día y mis años supuran", "tenemos la más triste y gris generación", "el totalitarismo está que arde", "quién os hizo creer que la hacienda era vuestra"...

--Son imágenes del aquí y el ahora.

--El libro, centrado en el cine, condensa la memoria del último siglo con toda su cultura clásica, pero, pesando como una losa, en el fondo está la cruda realidad española.

--La reivindicación del mito clásico en el poema no es ajena al expolio del sistema educativo y la vida artística, con el absurdo IVA cultural del 21%. Es difícil escribir mientras ves las cargas de los antidisturbios contra las familias que se manifiestan frente al Congreso y permanecer ajeno a eso. "patroclo sin jubón acampa ante el congreso", escribí, porque me pareció que La Ilíada estaba teniendo lugar en las calles españolas, que ahora la batalla se libraba por la supervivencia de la ciudadanía.

--¿Cómo lleva la preparación de la próxima edición de Cosmopoética?

--No seguiré en Cosmopoética.

--¿Cómo? ¿Que va a dejar Cosmopoética? ¿Ha habido algún problema?

--Nada de eso. Además, deberíamos acostumbrarnos en la vida pública española a que haya quien no desee perpetuarse en el cargo, porque una parte de los problemas que tenemos derivan de ahí. Siempre supe que iba a ser algo muy temporal. Soy escritor, he disfrutado estos dos años y creo que ha llegado el momento de dejar paso a otros, que tendrán también mucho que ofrecer, y concentrarme aún más en mi oficio de novelista y columnista.

--¿Le ha afectado algo? Siempre habrá quienes crean que no se camina en la línea adecuada.

--Siempre ha habido críticas y siempre las habrá. Además de mi coordinación literaria, Cosmopoética ha salido adelante por un trabajo de equipo, bajo las directrices del concejal, Juan Miguel Moreno Calderón, con la organización de la coordinadora general, Rafi Valenzuela, y la participación de otras muchas personas. Al buscar lo mejor para el festival, todos podemos aportar sugerencias.

--¿Es su última palabra o admitiría alguna reflexión conjunta que pueda hacerle cambiar de idea?

--Sí. Estoy muy agradecido al Ayuntamiento por pedirme que me encargara de la coordinación literaria. El legado era magnífico, con el excelente trabajo de la etapa anterior, y nuestras circunstancias algo más difíciles, en plena crisis económica y levantando un festival de poesía sin el paraguas de la Capitalidad. Ha sido una gran experiencia: la histórica reunión de los Novísimos, con tanta repercusión nacional, y Pablo García Baena entre Pere Gimferrer y Guillermo Carnero, que lo homenajearon de la mejor forma, agradeciendo su magisterio; los talleres, poetas internacionales como Ahmad Al-Sahawy, Milo de Angelis, John Burnside, Moya Cannon, Imán Mersal, Aischa Bassry... Sólo puedo agradecer la generosidad de los medios y la implicación de la gente. Ha sido un placer trabajar para mi ciudad, que siempre me encontrará si puedo aportarle algo.

--¿Qué está escribiendo ahora? ¿Nos traerá alguna nueva sorpresa?

--Estoy más pendiente de las traducciones de Los nadadores y de las primeras críticas extranjeras, la verdad. La edición inglesa las ha tenido muy buenas, y la francesa está a punto de aparecer. Pero sí, estoy con otra novela y eso absorbe todo mi tiempo.