+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

DATOS

Restos del pasado

 

REDACCIÓN
03/11/2017

El interés arqueológico de este cerro no se limita a los restos de la torre. En las zonas más llanas de la vertiente norte del Torreón del Esparragal se localiza un interesante asentamiento prehistórico. Los inicios de su ocupación parecen que se encuentran en la etapa final del Neolítico: la calidad y variedad de las cerámicas decoradas, además de otros elementos, alguno en proceso de fabricación, así nos lo indica. Sin embargo, la presencia entre estos materiales de las típicas fuentes de borde engrosado nos conduce a momentos avanzados de la Edad del Cobre. También de este cerro procede el único fragmento de cerámica campaniforme que ha aparecido en Priego, lo que indica que existieron relaciones con otras poblaciones calcolíticas más avanzadas.

En la ladera sur del cerro del torreón de Esparragal, se abre la cueva de la Detrita, cavidad de corto recorrido que tiene la entrada orientada al Oeste. En su interior también se localizaron materiales del Calcolítico, pero lo más interesante es que en una pequeña sala de la misma apareció un enterramiento de la Edad del Bronce donde se recogió un interesante ajuar funerario, aunque no se pudieron documentar los restos óseos. A la aldea del Esparragal se puede llegar por la carretera CO-8211, si se viene desde Priego por Zagrilla Baja; o por la carretera CO-7210, si se viene desde Carcabuey, uniéndose a la anterior cerca de Zagrilla Alta. La carretera que desde Zagrilla Alta va a Esparragal está levantada sobre una vía pecuaria y pasa por la villa turística de Priego. Un camino que parte al este de Zagrilla Baja llega hasta El Esparragal, entrando en dicha población por la calle Fuente.

Noticias relacionadas