+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

ESTADO DEL BIENESTAR

Unidos Podemos lleva al Congreso la derogación del factor de sostenibilidad para subir las pensiones

La formación alerta de que la reforma del PP supondrá recortar las prestaciones el 20%

 

El líder de Podemos, Pablo Iglesias (2i), acompañado por los diputados, Alberto Montero (i), Yolanda Díaz y Alberto Rodríguez (d), presenta en el Congreso la proposición de ley en la que plantea que las pensiones se revaloricen a inicios de año con el IPC - PACO CAMPOS (EFE)

25/01/2018

Unidos Podemos-En Comú Podem-En Marea han registrado este jueves en el Congreso una proposición de ley con la que quieren derogar el factor de sostenibilidad de las pensiones y ajustar la revalorización anual de las pensiones contributivas a la inflación prevista en cada ejercicio.

Respecto de las pensiones, Unidos Podemos insiste en la idea de revalorizar estas al ritmo de la inflación prevista, con el fin de que estas no pierdan poder adquisitivo, aunque únicamente en su modalidad contributiva, incluido el importe de la pensión mínima. En este sentido, dejan el resto de pensiones en manos del actual índice de revalorización, aunque piden modificar su fórmula --que desde su entrada en vigor, por la actual situación de déficit, arroja una subida mínima del 0,25%-- para que ésta tenga en cuenta otros factores económicos. Así, señalan que a la hora de fijar el índice "se tendrán en cuenta también otros factores como la productividad media nacional alcanzada, el incremento de la participación del trabajo en la renta nacional y la coyuntura económica general".

Factor de sostenibilidad, un recorte del 20%
El factor de sostenibilidad, introducido en la última reforma de pensiones del 2013 y que entrará en vigor a partir de enero del 2019, supondrá un cambio a la hora de calcular la pensión inicial, pues tendrá en cuenta variables como la esperanza de vida o la salud económica del sistema. Según Unidos Podemos, la medida supondrá un recorte que alcanzará el 20% en las pensiones del 2050. 

La propuesta también fija los recursos que pueden ser susceptibles de financiar la Seguridad Social, y además de las cuotas de personas obligadas, los recargos, sanciones u otras cantidades recaudadas, también lo serán "frutos, rentas o intereses y cualquier otro producto de sus recursos patrimoniales", así como "las aportaciones progresivas del Estado", que "se consignarán con carácter permanente en sus presupuestos generales". Estas cuantías, apuntan en la propuesta "alcanzarán la cuantía necesaria para hacer frente al déficit que se produzca cuando los recursos contemplados en las letras anteriores sean insuficientes, de manera que se evite proceder a una reducción de la acción protectora y de su alcance en las prestaciones, contributivas o no contributivas y de los complementos por mínimos de pensiones".

Estrategia del miedo
Durante la presentación de la iniciativa, la portavoz de En Marea, Yolanda Díaz, ha criticado que "el principal problema de los pensionistas es la incertidumbre" y que el transmitir "miedo" no es algo "casual". "Es una estrategia del neoliberalismo para acabar con el sistema de pensiones", ha dicho. En este sentido, ha instado a PSOE y a Ciudadanos a respaldar la tramitación de esta iniciativa, permitiendo primero su debate en la cámara baja --pues al variar los ingresos y los gastos de la Administración es susceptible de ser vetada por el Gobierno--, y ha retado a los líderes de ambas formaciones a demostrar su compromiso con la Constitución y el progreso: "¿Cuánto tiene de constitucionalista Albert Rivera y cuánto tiene de progresista Pedro Sánchez?", se ha preguntado.

El portavoz laboral de Unidos Podemos, Alberto Rodríguez, ha criticado por su parte que el problema de la Seguridad Social no es de gasto público sino de ingresos. "Y eso solo se va a solucionar acabando con la precariedad galopante", ha aseverado.