+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

ENTREVISTA

«Queremos despertar a una afición que estaba dormida»

Declara José García Román, presidente del Itea Córdoba CF

 

José García Román, en la sede de Diario CÓRDOBA. - SÁNCHEZ MORENO

Francisco Gaitán Francisco Gaitán
31/12/2017

--Este 2017 ha sido especial para su equipo, sobre todo con esa primera temporada en Segunda División.
--La verdad es que ha sido un año especial. El club ha crecido muchísimo. Somos uno de los clubs más jóvenes de la provincia. Tenemos cuatro años y medio y todo ha transcurrido demasiado rápido. Cuando llegamos a Segunda B pensaba que éramos como un árbol que había nacido y que ahora había que darle tronco. En apenas dos años, surgió la posibilidad de entrar en Segunda División y tratamos de aprovecharla. El reto era importante, una locura y se pudo hacer con el apoyo del Córdoba CF y de Automatismos Itea. Cuando ambas firmas nos dijeron que podíamos seguir adelante afrontamos este reto y conseguimos algo que parecía imposible en Córdoba.

--Fueron unos días ajetreados cuando salió la posibilidad de ascender.
--Quedará muy mal esto que voy a decir, pero ascendimos por a una pendicitis que tuvo mi hijo. Esa semana nosotros nos íbamos a Port Aventura y Valencia porque mi hijo mediano hizo la comunión este año y ese era su regalo. El viernes anterior, a mi hijo mayor lo llevamos al hospital pues lo operaron de la pendicitis y no salió hasta el miércoles. Cuando llegué a mi casa, vi un correo diciéndome que tenemos hasta el viernes para aceptar la plaza y el lunes para conseguir los recursos. Fueron días frenéticos. Sin esperar nada, había solicitado reunión con Alejandro González y cuando le presenté el proyecto de fútbol sala me dijo que contase con su apoyo. Después solicité más reuniones a nivel institucional que no tuvieron tanta suerte, pero con la otra firma que nos estuvo patrocinando, Automatismos Itea, nos reunimos y también nos mostró su compromiso. Lo principal que había que aportar eran los 20.000 euros del aval se comprometió a aportarlos Itea. Con esas dos patas que teníamos, Itea y el Córdoba CF, pudimos seguir adelante.

--A partir de ahí, surge el problema de confeccionar una plantilla para competir en Segunda.
--Llegamos al mercado un mes más tarde que el resto de los equipos. Muchos clubs ya tenían cerradas sus plantillas, muchos jugadores se nos fueron, como nuestro capitán que se fue a Ceuta. Y el mismo jueves, otro jugador, Cristóbal, se iba a ir también. Pero como lo sabía, le dije que se esperase hasta el lunes por si surge la posibilidad de jugar en Segunda. Entonces se esperó y pudo formar parte del proyecto. Yo tenía muy claro que el club tenía que estar integrado por jugadores de Córdoba, pero no cabe duda que si lo hubiéramos conseguido un mes antes podríamos haber tirado de otros jugadores. Obviamente a los de Primera no podemos llegar, pero otros que juegan en Segunda, jugadores de Córdoba que están en otros equipos, sobre todo en el extranjero, son de un nivel importante también se nos escaparon. Entonces tuvimos que confeccionar una plantilla con jugadores cordobeses y hay que descubrirse con el compromiso de los jugadores. Antes de entrar en el fútbol sala, pensaba que los futbolistas eran egoístas, que solo pensaban en ellos mismos. Llevo cinco años en fútbol sala y me tengo que descubrir con las cinco plantillas que hemos tenido, desde la de provincial hasta la de este año en Segunda. Solo puedo hablar cosas positivas de mis jugadores. Se nos unieron 14 jugadores y encantado con el plantel que se formó. Hay también una anécdota. Tanto Miguel Ángel (Maca) como yo pasamos un mes de julio muy malo, por unas circunstancias u otras. Hubo una desbandada tremenda de jugadores por motivos laborales o porque tenían otras ofertas mejores. Cuando ascendimos prácticamente no teníamos equipo. Desde el momento del ascenso cambió el chip y era todo lo contrario. De hecho, no teníamos ningún portero en Segunda B y desde el ascenso Miguel Ángel me dijo que teníamos cinco porteros.

--También hay un equipo juvenil.
--Por problemas de instalaciones, hemos empezado la casa por el tejado. Desde que llegamos a Vista Alegre hemos formado nuestro equipo sénior sin tener las bases. Antes nos nutríamos de las bases de Salesianos, pero poco a poco queremos formar nuestra propia cantera. En ese sentido, el juvenil lo veía algo fundamental. El primer año conseguimos ascender a Primera Andaluza y formamos un grupo interesante, con jugadores de Trinidad, Ismael López que vino de Benamejí, un buen grupo comandado por Ángel Castellano y ahora vamos líderes y nuestra idea es ascender a División de Honor. Pero no queda todo ahí, ya que mi idea es tener equipo masculino en todas las categorías. También en el femenino, de hecho ahora mismo tenemos más mujeres federadas. Tenemos tres equipos de jugadoras, 45 chicas, por 30 jugadores. Tenemos un equipo en Segunda Andaluza, la categoría provincial, y luego otro cadete que disputa una liga peculiar con equipos de Granada y Almería. Aun así, contentos con la labor de Javi Moyano pues el deporte femenino está creciendo y a pesar de la fuerza del masculino, tenemos más jugadoras federadas.

--Pese a perder los tres primeros duelos, ahora el equipo se encuentra lejos del descenso.
--En pretemporada me dicen que tras la primera vuelta íbamos a estar a 11 puntos del descenso, preguntaría dónde tengo que firmar. Cuando llegamos a la liga veíamos unos equipos que pelearían por ascender y otros por descender. Los de abajo ya se frotaban las manos con nosotros. Y el comienzo era para deprimir a cualquier, pues éramos colistas en la tercera jornada con tres derrotas. Ahí se demostró tanto el trabajo del técnico Miguel Ángel Martínez (Maca) como la capacidad de la plantilla, que se vino arriba y demostró que hay nivel para mantenerse. Estamos en el ecuador y la dinámica puede torcerse, pero es muy difícil que perdamos la categoría.

--Rápidamente consiguieron algo que muy pocos han hecho: llenar Vista Alegre.
--Fue un éxito rotundo. Lo llenamos sin regalar entradas y cobrando a todos. El primer año jugamos en Fátima porque un equipo de provincial no daba para más, pero desde el segundo año decidimos jugar en Vista Alegre porque somos el equipo representativo de Córdoba. Cuando entraba al pabellón y lo comentaba con alguien del club, decía que alguna vez tendríamos que verlo lleno. Sonaba utopía, pero te digo como todo: que sueñen, una vez que lo haces os sueños se cumplen. Soñaba con llenarlo y vino ElPozo. El vigente campeón de Copa visita a un club con cuatro años y medio. Fue increíble cómo respondió la gente, que quizás iba a ver ElPozo. Nosotros tenemos una masa social de 1.500 espectadores, pero todo el amante del fútbol sala quería ver a un campeón de Copa. Pero ahí se demostró el trabajo del equipo, cómo luchó el equipo. Si nos hubieran ganado 1-7, pues disfrutabas de ElPozo. Pero el equipo luchó con el 2-3 y los últimos minutos fueron épicos. La gente pensaba que se podía. Yo decía que, como al sobrero en los toros, por lo menos que le den al público la prórroga, que estaba disfrutando mucho y pudimos darle más minutos de ese increíble partido.

--La lucha es una de las señas de identidad del equipo. Se reflejó en el partido ante el Barça B.
--Yo voy a muerte con mi entrenador, pero ese día cuando vi que con 0-4 sacaba al portero jugador pensé en otra goleada como la de Burela (entre risas). Sin embargo, me descubro con él pues con un 0-4 nos pusimos 4-4 y lo fácil hubiera sido conformarte con el punto, pero como nos fue bien jugando de cinco seguimos insistiendo, aunque tuvimos la mala suerte de cometer una falta y perder 4-5. Pero no es solo con ElPozo o el Barça B, sino contra cualquiera. Hace poco fuimos a jugar a Madrid pero amigos me hablaron maravillas, comentándome maravillas sobre mi equipo que pelea desde el minuto 1 al 40. Y eso se debe, en parte, a que no hay jugadores titularísimos. Ves otro equipos que sí tienen un quinteto por dinero, nombre y luego tienen otros de relleno. En el Itea todos tienen minutos y todos tienen sus cualidades. Es un auténtico marrón para el entrenador, pues todas las semanas debe descartar tres jugadores. Es una situación en la que no me gustaría estar en su pellejo.

--Cada vez hay más afición por el fútbol sala en general.
--El apoyo del Córdoba nos ha venido muy bien. Evidentemente, el Córdoba tiene una masa social de abonados que muchos de ellos han vuelto la vista al fútbol sala. Sinceramente, yo soy futbolero. Sin embargo, debemos reconocer que los deportes de sala tienen más emoción. Por ejemplo, en un partido de fútbol malo puedes ver solo dos o tres ocasiones en 90 minutos, mientras que en fútbol sala te engancha pues  como es de portería a portería, puedes marcar y a los cinco segundos tu adversario tiene una ocasión clara de gol. Además, hablamos de deporte de primer nivel, ofreces al público un espectáculo importante. Consigues enganchar a la gente. El día de ElPozo quizás la gente venía a ver a ElPozo, pero ahora la gente viene a ver a nuestro equipo y la masa social está creciendo. Es una alegría ver como estamos poniendo Vista Alegre.

--El Itea puede ser un gancho para que los jóvenes puedan practicar el fútbol sala.
--Córdoba siempre ha sido un referente en cuanto a jugadores de fútbol sala. Cuando entro en esta locura, pensaba que una ciudad como Córdoba con nueve jugadores en Primera y seis internacionales, no tenía un equipo de fútbol sala. Eso me indignaba pues los chavales no tenían un referente. En ese sentido, nuestra aportación es importante ya que todos los chavales que juegan en colegios, escuelas y otros clubs ven que el fin de semana puedan ver un espectáculo de primer nivel. Ver el gol de Cristóbal al Elche es una obra de arte que a cualquier chaval le encantaría verlo. Creo que hacemos una gran labor por los chavales, que pueden ver un espectáculo a un precio asequible, de hecho los chavales de 12 años ni pagan.

--¿Cómo se esperaba la Segunda División?
--De primera hora vi dos grupos. Por un lado, un grupo de ocho equipos luchando por ascender y otros ocho por evitar el descenso. Tenía muy claro cuál era nuestra liga y qué equipos tenían que ser peores que nosotros. A medida que han pasado las jornadas, hemos tenido sorpresas, algunas positivas, pero a estas alturas de competición los equipos se encuentran más o menos donde debemos estar. Nuestro objetivo es mantener la categoría, además dos veces que nos ha dado por mirar arriba en la clasificación, contra Lugo y Elche, dos veces que nos han dado un toque de atención. Por ello, debemos llegar a los 30 puntos, si llegamos antes podemos decir antes que estamos salvados, y después podemos soñar. Yo soñaba con que Córdoba tuviera un equipo en Segunda y los hemos conseguido, ¿por qué no podemos soñar con quedar séptimos y jugar  una eliminatoria de ascenso a Primera? ¿Sabes lo que eso supondría? Ya no te digo ascender, no estoy tan loco para pensar que podemos ascender con equipos como Valdepeñas, Castellón, Betis que están a años luz, son profesionales. El que menos cobra de esas plantillas triplica lo que cobra mi mejor jugador. Se trata de darle ese gusto a la ciudad y los aficionados de jugar una eliminatoria de ascenso. Por eso te digo que, a día de hoy, nuestro objetivo son los 30 puntos y la permanencia. Pero si se consiguieran pronto, en las cuatro primeras jornadas de la segunda vuelta, soñar es libre.

--¿Qué espera de esta segunda vuelta?
--Igual que Tenerife y Lugo parece que están descendidos, hay otros equipos como Noia y Elche que están resurgiendo. Por ello, lo primero es que se clarifique la parte de abajo. No debemos descuidarnos en ese sentido pues Manzanares parece que está ahí abajo pero después es capaz de ofrecer grandes partidos. Nosotros vamos de 'pardillos' y la inexperencia la pagamos en los tres primeros partidos. Después hemos crecido y si hemos conseguido 21 puntos siendo novatos, pues mi deseo es conseguir esos mismos guarismos en la segunda vuelta. La segunda vuelta va a ser diferente. Si observas nuestros datos, puedes pensar que fuera somos unos fenómenos y en casa no ganamos a nadie. La suerte o desgracia del calendario nos ha deparado que en la primera vuelta todos los favoritos hayan venido a Vista Alegre. En esta segunda vuelta tenemos en nuestra mano consolidar la permanencia ya que vienen rivales de nuestra liga. Por ello confío de hacer un fortín en Vista Alegre. Si sumamos los 80 o 90% sería clave. Luego hay resultados sorprendentes pues en Antequera hicimos un partidazo y conseguimos los tres puntos.

--¿Algún aspecto a mejorar?
--En las plantillas todo es mejorable. A día de hoy, es muy difícil y no creo que hagamos ningún refuerzo. Bastante marrón tiene Miguel Ángel para dejar tres descartes todas las semanas. Tenemos un plantel del 10. No te hablo de plantilla, también del cuero técnico, ayudantes… no te puedo decir nombres porque es todo. Todo el mundo trabajo en el club de manera increíble. El club tenemos lo básico, pero la gente se desdobla y trabajar con la mayor energía para que al equipo no le falte de nada. También intentamos que los jugadores, ya que cobran unos sueldos pequeños, pues estén lo más cómodo posible y disfruten del fútbol sala. Es una generación única en el fútbol sala cordobés y si no hubiéramos ascendido, no podría haber demostrado que son jugadores de Segunda e incluso de Primera. Hay muchos jugadores que sí dieron el paso y demuestran sus cualidades en Primera, pero hay otros que por motivos laborales u otros no han salido de Córdoba y si no hubiéramos ascendido, no podrían haber demostrado la calidad del fútbol sala cordobés. Tenemos 15 jugadores con unas condiciones increíbles.

--¿Cómo reaccionó al cambio de propiedad en el Córdoba?
--Aunque ahora sea nada a contracorriente, tengo que estarle agradecido a la familia González, tanto a Carlos como Alejandro pues su compromiso con este proyecto ha sido importante. Sin la pata del Córdoba CF, este proyecto quizás no hubiera seguido adelante. El compromiso económico en Segunda División es muy alto en cuanto a avales y otros recuersos. Además, de cara a la Liga Nacional de Fútbol Sala (LNFS) el hecho de que vayas respaldado por un club de fútbol te da un plus. Para mi fue un aval y tengo que estarle agradecido. Ahora, respecto al cambio de propiedad lo estamos viviendo como todo el mundo, con una gran expectación. Hoy en día, lo más importante es que el Córdoba se mantenga en Segunda División, por club, masa social y otros aspectos en general. Después ya los nuevos propietarios tienen que evaluar lo que les aporta el fútbol sala. Hoy en día muchos clubs de fútbol apuestan por el fútbol sala: siempre se habla del acuerdo entre Inter y Atlético de Madrid que aún no se ha materializado, aunque ves el Betis, Osasuna, Elche, Levante… muchos equipos que apuestan por esta sección. Las cantidades que se manejan en el fútbol son ínfimas y el fútbol sala es otro aliciente para los aficionados y la masa social, que busca cosas más allá de ver cada 15 días a su equipo de fútbol.

--¿Ha contactado con Jesús León?
--Lo conozco, pero de momento supongo que su prioridad será el aporte económico del primer equipo. Por eso, no queremos hacer mucho ruido de momento y una vez que se asiente en el cargo, evaluará la situación del equipo, las categorías inferiores y los diferentes tentáculos que tiene la entidad. Después, supongo que una de las parcelas que estudiará será el proyecto del fútbol sala.

--¿Qué desea para el 2018?
--Deseo, evidentemente, la permanencia y seguir atrayendo público al Vista Alegre. Es maravilloso ver cómo la gente se vuelva, ves un partido contra el Elche en domingo y el pabellón tuvo unos 1.500 espectadores, con Barcelona casi 2.000. La afición en Córdoba estaba dormida y la estamos intentando despertar. La afición al fútbol sala es bárbara. Por ello, queremos seguir sumando adeptos a nuestra causa. A partir de ahí, si todo el mundo confía en nuestro proyecto, también lo puede hacer gente que se encuentra fuera. Hablo con jugadores que hay fuera y tienen una envidia sana de lo que se consiga aquí. Y espero que para el año que viene podamos seguir sumando personas a nuestra causa y seguir compitiendo en las mejores condiciones posibles. Nadie te regala nada y estás jugando con los mejores de España y haces una plantilla competitiva o estás llamado a sufrir. La Segunda B tiene un nivel altísimo y los que ascendemos a Segunda, como nuestro caso, tenemos la ilusión del mundo y competimos al máximo. Por tanto, aspiras a mejorar o pasas muchos problemas.

REDES SOCIALES

Síguenos en Twitter en @Cor_Deportes

Únete a la última hora de la información deportiva y los reportajes más destacados ...

Toda la actualidad del Córdoba C.F. en el Área Blanquiverde.

Servicios