+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

pendiente de qUE SE LE ASIGNE UNA SALA DE VISTAS EN LA CIUDAD DE LA JUSTICIA

La jueza de cláusulas suelo espera que los juicios empiecen la próxima semana

Desde el 1 de junio, se han presentado más de 1.100 demandas de este tipo en Córdoba . Elvira Pérez Martínez se hará cargo del juzgado 9 bis mientras se nombra al juez de refuerzo definitivo

 

Protesta contra las cláusulas suelo del pasado 20 de julio. - SÁNCHEZ MORENO

Araceli R. Arjona Araceli R. Arjona
21/09/2017

El Juzgado de Primera Instancia número 9-bis de Córdoba, creado el pasado 1 de junio para tramitar en exclusiva las demandas por cláusulas suelo, por fin tiene asignada una jueza, que confía en poder señalar los primeros juicios a partir de la próxima semana. Se trata de Elvira Pérez Martínez, actualmente jueza de refuerzo en el Juzgado de lo Social y que ayer fue nombrada por el Consejo General del Poder Judicial para hacerse cargo de dicho juzgado de forma temporal, a la espera de que se nombre al titular de la plaza.

El juez decano, Miguel Ángel Pareja, confirmó ayer el nombramiento, que llega con dos meses y medio de retraso (sin contar agosto que es un mes inhábil) y con más de 1.100 demandas presentadas. Según Pareja, «en el acuerdo del Consejo General del Poder Judicial figura que por cada 750-800 demandas se crearía un juzgado bis, lo que confirma que este juzgado de cláusulas suelo nace saturado, con una sobrecarga de trabajo razonable».

Desde su creación, el juzgado se ha dotado únicamente de un gestor y un tramitador. A diferencia de la mayor parte los nuevos juzgados bis de España, «no cuenta con un juez titular porque nadie solicitó esta plaza, pensada para jueces recién salidos de la escuela, entre los que no había nadie de Córdoba», señaló Pareja, que insistió en que «un tramitador y un gestor es una plantilla completamente insuficiente, dada la envergadura del juzgado». Desde junio hasta ahora, ha sido la jueza del Juzgado de Primera Instancia 9 quien ha compaginado en la medida de sus posibilidades la tramitación de asuntos de su juzgado y el de cláusulas suelo. Pareja recordó que la Junta de Andalucía se comprometió también a asignar a un tramitador más en septiembre y un funcionario de auxilio en octubre, y aseguró que confían en que se haga efectiva en breve.

Por su parte, Elvira Pérez, jueza de adscripción territorial, se ha comprometido, según el juez decano, a cumplir «con la máxima diligencia posible su función jurisdiccional dentro del juzgado de cláusulas suelo», si bien no será la persona que ocupe este puesto de forma definitiva. Según explicó la propia jueza a este periódico, la plaza ha salido a concurso ya y una terna de jueces se ha presentado a la convocatoria, pero aún está pendiente que el CGPJ y el Ministerio de Justicia aprueben la designación. Se espera que el nombramiento se haga efectivo a mediados de octubre como muy tarde.

La creación del nuevo juzgado ha coincidido con el traslado de todo el aparato judicial a la Ciudad de la Justicia, donde aún está por asignar una sala de vistas para cláusulas suelo, ya que cuando se diseñó este espacio no se contó con la existencia de este nuevo juzgado. En principio, según Elvira Pérez, los juzgados de instancia 9, 9-bis y 10 compartirán sala y la idea es encajar los juicios de cláusulas suelo los viernes. «Ya he solicitado la sala de vistas y mi intención es hacer los señalamientos para la semana que viene», explicó la jueza. En cualquier caso, «solo hay cinco procedimientos esperando para señalar juicios», el resto de las más de 1.100 demandas presentadas están en trámite de «presentación, subsanación de documentos, traslado a la parte contraria (los bancos) y contestación».

El juez decano valoró ayer que «quizás habría sido mejor, ante la imposibilidad de dotar este juzgado de medios adecuados, dejar las cláusulas suelo repartidas entre todos los juzgados de primera instancia», y advirtió de que «el retraso con el que empieza a funcionar podría perjudicar al ciudadano».

Temas relacionados