EL HOSPITAL SIGUE AVANZANDO EN EL PROCESO DE HUMANIZACION DEL ALUMBRAMIENTO.

El Reina Sofía ofrecerá partos adaptados a cada embarazada

El nuevo Materno incorporará habitaciones individuales.Salud prometió que las mujeres podrán decidir en qué postura dar a luz.

M.J. RAYA M.J. RAYA 22/01/2008

El hospital Reina Sofía lleva años trabajando en el proceso de humanización del parto, por lo que cumple casi en su totalidad el convenio entre el Ministerio de Sanidad y la Consejería de Salud de la Junta que acaba de entrar en vigor. Según explicó el jefe del Servicio de Ginecología del hospital cordobés, José Eduardo Arjona Berral, la humanización del parto consiste en tratar de que en los casos de alumbramiento de bajo riesgo, cuando no haya peligro para la madre ni para el niño, se pueda mejorar el grado de intimidad de ese acto, involucrando más a la madre y a su pareja; disminuyendo la medicalización; promoviendo la lactancia materna, siempre que no haya negativa inicial a esta práctica, y tratando de que madre e hijo estén juntos en todo momento.

En el caso del Reina Sofía desde que se abrieron los ocho nuevos paritorios a mediados del 2006, el proceso de dilatación, parto y recuperación se realiza en la misma habitación, de forma que la embarazada está en todas esas fases acompañada de su pareja o un familiar y del recién nacido.

El doctor Arjona explica que dentro de la denominada estrategia de atención al parto normal se contempla a su vez que el Reina Sofía cuente con cuatro nuevos paritorios, una vez que esté construido el nuevo Materno Infantil (obra contemplada en la segunda fase del Plan Director).

Los nuevos paritorios no pueden adelantarse, según el jefe de Ginecología, "porque habría que cerrar esta planta, algo inviable por ahora". Con esta actuación, el complejo contaría con 12 paritorios, de los que 2 estarían destinados a partos más humanizados y otros 2 podrían combinar este método con lo habitual. Quedarían pendientes también de que se construya el nuevo Materno las habitaciones individuales en las que ingresarían las mujeres tras dar a luz, para poder garantizar su intimidad. Por otro lado, como consecuencia del convenio entre la Junta y Sanidad, el Reina Sofía está trabajando ya en la formación específica de las matronas para que este grupo de profesionales pueda dar cumplimiento al anuncio que la Consejería de Salud lanzó en noviembre pasado, por el que aseguraba que las mujeres podrán decidir la postura en la que desean parir en los hospitales públicos y además hacer frente a otras demandas que les planteen las embarazadas.

PROTOCOLO Arjona resalta que matronas y ginecólogos del Reina Sofía han desarrollado un protocolo de parto humanizado, para delimitar las responsabilidades de cada profesional y en el que las primeras tendrán un "papel más protagonista". El compromiso de Salud incluye la libre elección por parte de la mujer de la postura en la que desean parir (vertical u horizontal), así como la posibilidad de usar una bañera como método analgésico durante la dilatación u otros métodos en los que no se abuse de la monitorización.

Sin embargo, José Eduardo Arjona reconoce que por ahora escasas mujeres solicitan estas técnicas más novedosas, ni un 2% del total de los 4.000 partos registrados cada año. El jefe de Ginecología destaca que otro logro importante que se ha conseguido en los últimos años es la extensión de la anestesia epidural, que siempre que dé tiempo se aplica en un 95% de los casos.

Envio de noticia

Rellene el siguiente formulario para enviar esta noticia a un amigo por e-mail:

Las noticias más...
Última hora