+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

CONCENTRACIÓN EN LAS TENDILLAS

Los cazadores se echan a la calle en defensa de la actividad cinegética

Desde Asaja señalan el importante sustento económico que supone para muchas zonas. La Federación Andaluza de Caza asegura que es un recurso clave para fijar la población rural

 

En la concentración se dieron cita cazadores de todos los puntos de la provincia. - FRANCISCO GONZÁLEZ

Rafael Valenzuela Rafael Valenzuela
16/04/2018

Más fotos

Los cazadores exigen respeto para su actividad.

Ver galería completa

Los cazadores exigen respeto para su actividad.

Ver galería completa

Los cazadores exigen respeto para su actividad.

Ver galería completa

Los cazadores de la provicia de Córdoba se sumaron ayer al llamamiento hecho a nivel nacional a manifestarse para defender la actividad cinegética de «los ataques» que viene recibiendo. La concentración de Córdoba tuvo lugar en la plaza de Las Tendillas, donde se reunieron unos 1.000 cazadores, según la Policía, aunque los organizadores elevaron la cifra hasta 4.000.

Los manifestantes querían defender la caza como «una forma de vida y exigir respeto a la actividad, al sector y a todos los cazadores». Según explicó Ignacio Fernández de Mesa, presidente de Asaja, la protesta pretende defender «el medio rural, las tradiciones, el campo, porque hay gente que quiere pervertir esta tradición y no paran de poner trabas». Defendió Fernández de Mesa que los cazadores son personas que respetan el medio ambiente y tiene un amplio «currículum», porque tienen que superar exámenes, licencias, permisos y están sometidos a numerosos controles, mientras que «los falsos ecologistas solo ponen trabas y quieren poner normas para impedir esta actividad, que es ética, sostenible y regulada. Es presente y futuro del equilibrio ecológico, y somos los cazadores los primeros en cuidar y proteger el medio rural». El presidente de Asaja también tuvo palabras de reproche para los colectivos y administraciones que están llevando a cabo programas en defensa del lobo, frente a la opinión de otro numeroso grupo, como cazadores y ganaderos, que se opone.

Por su parte, el delegado de la Federación Andaluza de Caza en Córdoba, Francisco Cano, consideró la protesta como «justa y necesaria para un sector que sigue recibiendo ataques, insultos, amenazas y desprecio del mundo animalista y de una parte de la sociedad». Cano señaló la caza como una «forma de vida» y una «actividad fundamental para el desarrollo rural y la conservación», además de un recurso clave para fijar la población al territorio, pues hay pequeños municipios que tienen en la caza su principal recurso económico.

En la concentración se dieron cita también representantes de varios partidos políticos. Entre ellos, la diputada socialista en el Congreso María Jesús Serrano, quien defendió que la caza «ordenada, bien planificada y sometida a los planes técnicos contribuye a conservar nuestro patrimonio natural, nuestro medio ambiente y a fomentar la sostenibilidad y la biodiversidad». Por eso, dijo, «creemos que es importante que se tenga respeto para esta actividad que también contribuye a fijar la población al medio rural».

Por su parte, el presidente provincial del Partido Popular, Adolfo Molina, dijo que «nosotros siempre hemos estado apoyando a nuestro medio rural, nuestras tradiciones y a algo que aporta un beneficio social como es la caza, que es muy importante en nuestra provincia y que además es un elemento fundamental de fijación de la población».