+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

CONVENIO DE COLABORACIÓN

El azafrán regresa a La Alhambra de Granada de la mano de la UCO

Desde hace unos días, 80 kilos de bulbos de azafrán crecen en las huertas medievales del Generalife

 

La Alhambra de Granada. - EUROPA PRESS / CÓRDOBA

EUROPA PRESS/ CÓRDOBA
28/09/2017

Desde hace unos días, 80 kilos de bulbos de azafrán crecen en las huertas medievales del Generalife gracias a un convenio de colaboración entre el Patronato de la Alhambra y la Universidad de Córdoba (UCO), y en el que también participa el Consejo Regulador de la Denominación de Origen Azafrán de la Mancha.

Según ha indicado la institución universitaria en una nota, el azafrán se trata de uno de los cultivos más antiguos de la humanidad y una especia de gran importancia en el Al-Andalus. Originario del sudeste asiático y el extremo oriental del Mediterráneo, tiene múltiples aplicaciones en cosmética y gastronomía y destaca por sus propiedades medicinales.

El catedrático de Producción Vegetal de la UCO y director del Banco de Germoplasma Vegetal Andaluz, Esteban Hernández, ha indicado que las labores de la Universidad de Córdoba han estado enfocadas "a un estudio de carácter científico y de asistencia técnica" sobre la conservación y gestión de las huertas del Generalife, situadas en las cercanías de la Alhambra.

El acuerdo de colaboración entre ambas instituciones, que se ha ido renovando a través de diferentes formatos durante los últimos diez años, se ha materializado a través de distintas actuaciones. Sin ir más lejos, el catedrático Esteban Hernández publicó hace un par de años junto a Expiración García (CSIC) el libro 'Huertas del Generalife, paisajes Agrícolas de Al-Andalus... en busca de la autenticidad'.

La obra, encargada por el Patronato del monumento nazarí, recoge todos los fundamentos científicos que posteriormente han sido tenidos en cuenta para conservar la autenticidad de las huertas. El convenio, además, también ha permitido la creación de una colección de granados históricos en la Alhambra para la que se utilizaron técnicas de biología molecular.

Temas relacionados