+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

mejoras punteras en la sanidad pública

Andalucía tendrá dos innovadores tratamientos para 5.000 diabéticos

Los parches ‘Flash’ y la bomba sensor mejorarán la vida de miles de enfermos. La Junta destina 3,5 millones de euros a la implantación de los nuevos sistemas

 

La presidenta de la Junta saluda a representantes de los diabéticos. - EFE PEPO HERRERA

Agencias
22/03/2018

La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, anunció ayer a la Federación de Asociaciones de Diabéticos de Andalucía (FADA) que la Consejería de Salud va a incorporar al sistema público dos nuevos tratamientos que permitirán mejorar la vida de más de 5.000 personas afectadas por esta enfermedad en la comunidad autónoma. Según explicó en una comparecencia en el Palacio de San Telmo tras reunirse con representantes de la federación junto a la consejera de Salud, Marina Álvarez, los dos nuevos tratamientos que va a incorporar el Servicio Andaluz de Salud (SAS) son el denominado sistema Flash, un dispositivo que evita pinchazos en menores diabéticos y que se incluirá de forma inmediata, y la bomba sensor para pacientes con diabetes, cuya incorporación se hará de manera progresiva, informa Efe.

El sistema Flash, que se implanta bajo la piel del brazo de niños de 4 a 18 años, beneficiará a 3.500 menores andaluces que podrán evitar hasta ocho pinchazos diarios para medir la glucosa, mientras que la bomba sensor alcanzará al 30% de los pacientes que tienen actualmente bomba de insulina. Durante su intervención, explicó que en las últimas semanas se han mantenido conversaciones con muchas familias con niños y adolescentes con diabetes que venían reclamando mejoras y «hemos considerado dar un paso más para mejorar la calidad de vida de los mismos» con la incorporación inmediata del sistema Flash.

Subrayó que «se ha demostrado efectivo a partir de los cuatro años», aunque, precisó la presidenta, «si en un momento se avanza y se demuestra que clínicamente vendría bien en niños menores de cuatro años, lo incorporaríamos». Susana Díaz destacó que la implantación de estos dos nuevos tratamientos innovadores, cuya incorporación ha sido consensuada con los profesionales sanitarios a través del Plan Integral de Diabetes de Andalucía, supondrá la inversión de 3,5 millones de euros adicionales a lo ya consignado en el presupuesto de la Consejería de Salud para este año. La consejera de Salud explicó que en el caso del sistema bomba sensor, «la implantación es a partir de ya para pacientes que no se controlan adecuadamente con el sistema de bomba tradicional. Este sistema mide continuamente el nivel de glucosa, mejora el control de la glucemia y reduce las bajadas graves de azúcar en pacientes que ya portan bomba de insulina. Esto va a beneficiar a niños y adultos, muy vulnerables desde un punto de vista de salud», declaró.