Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

CONTRACORRIENTE

JOAQUIN CAMPOS : "España es un pozo sin fondo de progresía y de inutilidad"

ALFREDO VALENZUELA / EFE
14/09/2015

 

Políticamente incorrecto, acaba de publicar 'Doble ictus', una novela donde hace "la autopsia aun noviazgo" partiendo de su relación en Camboya con una americana defensora de jemeres rojos

El malagueño Joaquín Campos ha publicado su segunda novela en un año, Doble ictus (Espuela de la Plata), en la que hace la "autopsia de un noviazgo" partiendo de su relación en Camboya con una americana defensora de jemeres rojos. Chef además de escritor, dejará su restaurante en Camboya este mes para presentar su libro en España y Berlín, con el que podría aspirar, si el galardón existiera, a escritor más políticamente incorrecto en lengua española. El retrato que hace de los jóvenes funcionarios internacionales en los países asiáticos, donde afirma abandonarse con facilidad al alcohol, las drogas o la prostitución, no es muy piadoso, como tampoco lo es el retrato del protagonista, su alter-ego. A la pregunta de si es el autor que más fácilmente admite requerir servicios sexuales, contesta que es "el más sincero, no el más promiscuo; a las señoras hay que advertirles que no solo sus maridos y hermanos, sino sus padres, abuelos, jefes, amigos y vecinos fueron, alguna vez o algunas veces, de putas".

Relaciones mercenarias aparte, Doble ictus cuenta una historia de amor tan apasionado que el hombre y la mujer que la protagonizan llegan a ser expulsados de un hotel por hacer el amor en la piscina, actividad a la que se entregan sin medida y que acaban haciendo casi en cualquier sitio. "El otro día me preguntaba una chica qué necesidad tenía de narrar en un libro los orgasmos de mi ex y le dije que por qué no le había molestado que contara sus ronquidos, duchas, visitas al baño, sabor de su aliento, defectos, manías o estudios". El mismo contesta: "España (la muchacha era española) es un pozo sin fondo de progresía e inutilidad". Y añade: "El feminismo solo crece en estos tiempos de cólera, es una variación de los Ultra Sur, exaltados que defienden una idea hasta el límite de la cordura".

No prevé volver a España para quedarse: "En 30 años no habrá jubilación y para agonizar en España prefiero hacerlo en un país donde no me conozca ni me entienda nadie". Sobre sus colegas los chefs tampoco tiene muy buenas ideas: "No soy un chef de esos gordos que aparentan ser sucios, por más que se uniformen con el último grito en chaquetillas, que adoran salir en la tele dando detalles de sus recetas, soy de los que van al mercado a diario sin llamar la atención, leen libros a destajo, y nunca se apuntan a una asociación de chefs". Sobre cómo una relación amorosa propia ha inspirado su libro, dice que "tener una novia y no contarlo al detalle es como que te toque la lotería y guardar el secreto". Doble Ictus quiere confirmar que no todas las parejas rotas acaban de forma sanguinolenta o en un juzgado; que la literatura es una salida mucho más honrosa que la venganza", concluye.

Última hora

Las noticias más...

Gala Cordobeses del Año

Puedes consultar el PDF especial que hemos publicado con motivo de la gala.

Pulsa aquí