+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

BALONMANO / DIVISIÓN DE HONOR PLATA

Cajasur y Zumosol ARS inician la segunda vuelta como locales

Los granates reciben al Amenábar y los palmeños al Carabanchel

 

Una jugada del Cajasur-ARS. -

REDACCIÓN
13/01/2017

La competición vuelve el sábado en la Plata de balonmano con un partido relativamente asequible para el ARS de balonmano. El duelo de los palmeños ante el Carabanchel comenzará el sábado a las 18.00 horas en El Pandero. Sin embargo, el Cajasur disputará una nueva final el sábado a las 20.00 horas en Fátima contra el Amenábar.

El conjunto palmeño, que ocupa la segunda plaza a un punto del líder, el Teucro, recibirá a un equipo que hasta el momento ha sumado dos victorias como visitante en las pistas del Covadonga y el Carabanchel.

El técnico del ARS, Víctor Montesinos, ha declarado que “volvemos al trabajo casi un mes después del final de la primera vuelta con las mismas ansias y ganas de seguir con la dinámica positiva. Incluso con más al haber cargado las pilas en estas vacaciones con la familia y amigos”.

Sobre el rival declara que “el Carabanchel, aunque sea un recién ascendido, no está haciendo ni llevando ese papel. Es un equipo joven muy bien trabajando desde bien abajo. Están sacando partidos muy importantes y haciendo sudar a los equipos de la parte alta como ya lo hizo en Zamora y en su casa ganado al Teucro. Son intensos en defensa y salen muy bien a la contra. En estático juegan con mucha velocidad destacando la figura de Juan Muñoz, que es el máximo goleador de la categoría, y de Arenas que se está destapando en la liga con buenas aportaciones. Pero lo principal es su juego en equipo”.
La clave del choque será para Montesinos “para empezar llevar nosotros la iniciativa en defensa intentando romper su dinámico de juego y estando muy concentrados para después en ataque llegar un poco más frescos de mente y hacer bien lo trabajado en la semana. Contamos con la baja de Álvaro Cabello por enfermedad”.

El inicio de la segunda vuelta de la competición y del año 2017 competitivamente hablando le depara al Cajasur CBM un importante compromiso liguero. Los granates recibirán en Fátima al Amenabar Zarautz, uno de los equipos con los que se jugarán la permanencia en la categoría y que marcha situado justo dos puntos por encima en la tabla clasificatoria, por lo que una victoria local significaría dar caza al cuadro guipuzcoano. El partido, que volverá a acoger Fátima, dará comienzo el sábado a las 20:00 y será dirigido por la pareja formada por Pablo García, de Andalucía, y Juan Manuel Vinagre, de Extremadura.    

Justo cuatro semanas han pasado desde que el Cajasur CBM cerrara de manera agónica, a la par que exitosa, su primera vuelta liguera en DH Plata. Lo hizo venciendo por la mínima al Nava en Fátima, un resultado que le permitía salir de la zona de descenso, metiendo por debajo a los propios segovianos y a Bordils, además de Tolosa y Gijón que marchan descolgados.

Será precisamente en el mismo escenario cuatro sábados después donde los granates tratarán de refrendar esa victoria con otra igual de valiosa que permitiría meter debajo a otro rival directo como es el Zarautz, sin olvidar el marcador registrado en el encuentro de la primera vuelta, cuando los de Josu Balenciaga se impusieron al cuadro granate por cinco goles de diferencia. La victoria es el objetivo principal, pero los cordobeses deben mirar de reojo el gol average por si puede ser importante al final de temporada.

La importancia de los dos puntos en juego al tratarse de un rival de la propia liga granate convierte el partido en un duelo clave, algo que tiene bastante claro el técnico, Jesús Escribano, quien no dudó en señalar que “nos enfrentamos a un partido muy complicado, no sólo por ser el primero de la segunda vuelta sino porque para nosotros jugar en casa es importante, necesitamos los puntos en casa y tenemos un poco la obligación de ganar”.

Siguió desgranando el rol del rival dentro de la categoría apuntando que “es un clásico en los últimos años y está haciendo buena temporada, consiguiendo seis puntos lejos de casa, algo que es muy complicado. Cuentan con alguna baja como la de Aguirrezabalaga e Iraeta pero la suplen con gente joven pero sin ninguna presión y esas ausencias no se han notado excesivamente”.

Espera Escribano a una escuadra vasca rocosa y difícil de superar sobre todo en el aspecto defensivo, una de sus armas. “Su juego se basa en una defensa durísima sobre todo en la zona central, físicamente, en general, es un equipo muy corpulento y fuerte. Luego salen rapidísimos al contraataque, con dos extremos muy veloces y talentosos. En ataque estático son algo más previsibles pero si no estamos atentos podemos pagarlo caro. Sin duda alguna “es un partido a cara de perro porque están justo por encima en la clasificación, vienen con chavales jóvenes pero sin presión y nos lo pondrán muy complicado”.

En lo que respecta a su propio equipo, el técnico granate reconoció que “tenemos tocados a Pablo Martín y a Fran del Águila, que son dudas, junto a José Jiménez para este partido”, y destacó que para conseguir la victoria “tenemos que intentar mover muy rápido para evitar que nos corten continuamente con golpe franco, buscar situaciones de dos contra dos en zona de lateral y extremo, y en defensa mantener la línea que estamos demostrando en casa. Si somos capaces de alcanzar ese nivel, tendremos buena parte del camino recorrido”.