Noticia patrocinada

Qué tengo que saber antes de pedir un mini préstamo

El problema con esto viene porque muchas personas aún tienen dudas sobre qué se requiere para poder pedir mini préstamos (o minicréditos) y qué pasos han de seguir

Servicio Especial

Los créditos online se han situado en los últimos meses como la opción más viable para todas aquellas personas que requieren de un dinero extra sin tener que complicarse demasiado, esperar de más o tener que pasar por el banco y presentar una cantidad ingente de documentos. Estos denominados préstamos rápidos están al alcance de cualquiera porque incluso quienes se encuentran en una lista de morosos pueden acceder a algunos de ellos y terminar así por saldar sus deudas. El problema con esto viene porque muchas personas aún tienen dudas sobre qué se requiere para poder pedir mini préstamos (o minicréditos) y qué pasos han de seguir. Desde aquí resolvemos estas dudas para aquellos que estén puedan estar interesados.

1.      Calcular el dinero que se necesita. Es importante tener claro qué cantidad se va a pedir antes de iniciar ningún trámite. Para esto lo más aconsejable es ver qué extra hay que pagar y tener presente tanto los ingresos como los gastos habituales para ver la diferencia. No hay que perder de vista tampoco que este tipo de créditos son por cantidades pequeñas, que no suelen superar los 300 euros.

2.      Plazo de devolución. Ocurre como con el punto anterior. Por un lado, hay que tener en cuenta que el plazo con el que se cuenta no suele superar los 30 días y si bien es cierto que es mejor no quedarse corto, también lo es que no tiene sentido alguno poner un plazo mayor del que se requiere. Teniendo claro el primer punto no es difícil poder calcular en qué tiempo se podrá hacer efectiva la devolución de ese dinero extra sin complicaciones.

3.      Elegir la empresa adecuada. En Internet se encuentran muchas empresas que se dedican, hoy en día, a ofrecer este tipo de minicréditos. Es importante fijarse en el servicio que ofrecen y también en las opiniones con las que cuentan de otros usuarios para tomar la mejor decisión.

4.      Rellenar un formulario. Con esto también hay que contar pero no hay de qué preocuparse. Este tipo de formularios son muy sencillos y apenas llevan unos minutos su cumplimentación. Lo que se requiere es la información básica del solicitante, como son sus datos personales, forma de contacto, dirección o empleo.

5.      Los comparadores son muy útiles. Como cada persona presenta un caso particular y unas necesidades concretas en Internet se puede encontrar una herramienta, en forma de comparador, que resulta ser de lo más eficaz. En ella tan sólo hay que indicar los parámetros del dinero que se necesita y el plazo de devolución para ver todas las alternativas posibles y las diferencias que hay entre ellas. De esta manera, la elección resulta ser mucho más sencilla.

6.      Requisitos mínimos. Lo que se pide para acceder a estos mini préstamos es tener más de 21 años, contar con una cuenta bancaria y un documento de identificación válido. Por supuesto, hay empresas que piden más cosas, pero con estos requisitos mínimos ya se puede acceder a este extra de dinero. La cantidad de dinero, que ya fijamos en unos 300 euros, puede ser mayor sino es la primera solicitud o la empresa ofrece esa opción, pero suelen ser excepciones y lo mismo ocurrirá con los plazos de devolución.

 

Outbrain