El nuevo hospital diagnosticará el 85% de los casos en un acto único

La Consejería de Salud prevé que las obras del complejo de Alta Resolución comiencen en el primer trimestre del 2018 y finalicen en el 2020

La viceconsejera de Salud, María Isabel Baena, explica el proyecto sanitario el pasado 28 de septiembre.
E. MANZANO

ELISA MANZANO PALMA DEL RÍO

La viceconsejera de Salud, María Isabel Baena, ha destacado que el Hospital de Alta Resolución de Palma del Río resolverá el 85% de los casos en un acto único, diagnóstico y tratamiento. Baena afirma que este es el verdadero valor añadido de esta infraestructura sanitaria recogida por la Junta en el programa Feder para Andalucía 2014-2020, aprobado por Europa en el 2015, proyecto que contempla su construcción, equipamiento y puesta en servicio. Así lo precisó la vicenconsejera puntualizando que «es un proyecto seguro, al incluir el hospital de Palma en el programa operativo Feder nos asegurábamos ,sí o sí, el hospital de Palma. Es un proyecto fiscalizado por Europa».

Baena recuerda que el 11 de septiembre se cerró el plazo del concurso para licitar la construcción del centro hospitalario. Señaló que han sido 17 empresas, las que concurrieron, e indicó que «se están estudiando las ofertas, se calcula un período de 3 meses para analizar estas propuestas». La viceconsejera añadió que después habrá que formalizar contrato, y dijo que «se prevé la finalización de obra en el 2020, la planificación conservadora es de 36 meses».

La consejera de Salud, Marina Álvarez, ya anunció en sede parlamentaria, el 21 de septiembre, que las obras comenzarán en el primer trimestre del 2018. Señaló la titular andaluza de Salud que «con la inversión prevista en el futuro hospital de alta resolución avanzamos en la planificación de la asistencia sanitaria pública en la provincia de Córdoba para alcanzar los objetivos de calidad, eficiencia y accesibilidad que nos hemos marcado».

El Hospital de Palma del Río atenderá a una población de más de 37.000 habitantes, incluye los municipios de Fuente Palmera, Hornachuelos y Peñaflor.

Sobre el itinerario recorrido para dotar a Palma del centro hospitalario, la viceconsejera de Salud dijo que «nos lo merecíamos, ahora hay que compartir con la ciudadanía palmeña que es un hecho, ha sido un recorrido largo». Reconoció la labor del Ayuntamiento palmeño en la disposición y urbanización del suelo, y puntualizó que «es una inversión importante». Baena señaló que llegó el tiempo de crisis y que en 2015 «vovimos a tomar las riendas, no ha sido tiempo muerto». Baena no olvida que para Palma se pensó en un centro de especialidades, pero que «no nos conformamos». En este sentido, señaló que el hospital oferta 13 especialidades diferentes, cirugía mayor ambulatoria, habitaciones individuales para garantizar la privacidad y confortabilidad. El centro dispondrá de 18 consultas para atención especializada, 5 para atención urgente, 20 habitaciones individuales de hospitalización, 8 puestos en observación, 8 de cirugía mayor ambulatoria y dos quirófanos. También resaltó la dotación en equipamiento diagnóstico: aparato de radiología convencional, TAC, ecógrafo, mamógrafo, área de telemedicina y de laboratorio. El centro está diseñado para atender al año 40.700 consultas de atención especializada, 40.000 de urgencias y 1.600 intervenciones quirúgicas.

Por otro lado, Baena también subrayó la labor de los profesionales sanitarios del Centro Comarcal de Salud, y afirmó su «reconocimiento al Centro de Salud de Palma en este tiempo, ha dejado el pabellón muy alto». «Ha sido de vértigo el tiempo que los ciudadanos han estado esperando, el diálogo con la ciudadanía es muy importante», indicó.

Sobre las reformas en el centro de salud, afirmó que «irán más deprisa, los profesionales se lo merecen». Explicó que se van a reorganizar circuitos para ser más operativos y beneficiar a los ciudadanos. La vicenconsejera de Salud defendió que la Junta de Andalucía hace una apuesta decidida por la atención primaria y detalló que «el Centro de Salud de Palma va a incrementar el número de profesionales, que se pueda acceder a pruebas diagnóstica, con tecnología propia y futura derivación al hospital, también se mejora urgencias en atención primaria».

El alcalde, José Antonio Ruiz Almenara, desveló que ya en 2007 María Isabel Baena, entonces delegada de Salud, comunicó que en Palma podía haber un hospital. El alcalde reconoció que la crisis «ha robado 5 años» y dijo que entendió la prioridades de la Junta, pero que «cuando se mueva el primer ladrillo, que se mueva en Palma».

Outbrain