Detenidos por un delito de atropello intencionado

L.C.

La Guardia Civil de Palma del Río ha detenido a dos varones, de 26 y 35 años de edad, vecinos de la localidad, con antecedentes policiales, como supuestos autores de un delito de lesiones. Los supuestos autores tras atropellar a la víctima a la que causaron lesiones de distinta consideración, se dieron a la fuga. La Guardia Civil estableció un dispositivo orientado a la localización del vehículo e identificación del autor del atropello. Este operativo permitió localizar el turismo en las inmediaciones de la localidad, así como averiguar que el supuesto autor, en el momento del atropello, circulaba acompañado de otra persona. Fueron localizados en las inmediaciones donde fue hallado el turismo.La víctima, un varón de 39 años de edad, también vecino de Palma del Río, el cual mantenía unas supuestas desavenencias anteriores con el supuesto autor del atropello, tuvo que ser atendido de las lesiones que presentaba en el Centro de Salud, desde donde fue trasladado al Hospital Reina Sofía dada la gravedad de las mismas.

La inspección practicada en el vehículo, permitió comprobar que el mismo presentaba evidencias en la aleta delantera izquierda compatibles con el atropello.

Por otro lado, la Guardia Civil ha detenido en Palma del Río a una persona como supuesta autora de cinco robos en interior de vehículo. El detenido es un vecino de la localidad, 36 años de edad, con amplios antecedentes policiales. Las investigaciones se iniciaron tras tenerse conocimiento en el Puesto Principal, que se habían cometido entre los días 14 al 16 de octubre, cinco robos con fuerza en interior de vehículos, que se encontraban estacionados en diversas calles, donde tras forzar el acceso a los vehículos, se había sustraído principalmente herramientas industriales y agrícolas, así como un radio cd y unos 200 euros en moneda fraccionada. Las inspecciones oculares efectuadas en los distintos vehículos donde se habían producido los robos, permitieron a la Guardia Civil saber que todos ellos, habían sido cometidos con un «modus operandi» similar, que básicamente consistía en forzar o romper los cristales de las ventanillas. Finalmente, el vecino de 36 años fue detenido en la tarde del 17 de octubre.

Outbrain