ENTREVISTA. FARIZHA RIBANI

Aprendizaje desdramatizado

Directora de la Escuela de Idiomas Balma

Farizha Ribani, docente de la escuela de idiomas de Palma del Río.
CÓRDOBA

PILAR L. CARMONA CÓRDOBA

Farizha Ribani es parisina. Llegó a Córdoba en el año 2001 con una beca Erasmus y un puesto de auxiliar de conversación. Actualmente lleva diez años como docente en la escuela de idiomas de Palma del Río, siete de ellos como directora.

-¿En qué consiste la jornada de teatro de la EOI Balma?

-Durante los dos primeros trimestres se montan unos talleres de teatro y sobre finales de abril, principios de mayo, montamos una jornada de teatro en inglés y en francés. Esta jornada empezó en el curso 2010/11 y año tras años intentamos mejorar y sobre todo que nuestro alumnado disfrute de este trabajo actuando, viendo a compañeros en un escenario...El Ayuntamiento apoya nuestro proyecto y todos los años participa tanto en gran parte de los gastos que ocasiona la actividad como con la participación en dicha jornada.

- ¿Qué objetivo tiene?

-El objetivo principal es el aprendizaje de un idioma con un enfoque distinto. A través del teatro, el alumnado se pone una máscara, cambia de indentidad y deja de lado la vergüenza por hablar otro idioma. Consigue multitudes de beneficios: mejora la dicción, la pronunciación, interioriza estructuras, léxico de manera natural, trabaja su control de emociones. Además del idioma, es una manera de trabajar la convivencia. A lo largo de estos años he visto un alumnado que ha desarrollado valores como ayudar al compañero, buscar soluciones, crear en grupo, escuchar al otro, aprender de los demás...Se han formado verdaderas piñas y han visto un aprendizaje provechoso, el aprendizaje de un idioma desde un ángulo desdramatizado.

-¿Qué técnicas de aprendizaje se emplean?

-Al principio en el taller se trabaja con pequeñas escenas, se hacen trabajos de calentamiento para expresar emociones. Dependiendo del nivel del alumnado, se hacen pequeñas improvisaciones con varias temáticas. Cuando ya se conoce y se define el perfil del grupo, se selecciona una obra corta que se va trabajando en varias sesiones. Se trabaja la dicción, la pronunciación, la interpretación, el vestuario y la puesta en escena. Además del aprendizaje de idiomas, se fomentan los valores como el compañerismo, que son esenciales. Con esta actividad también se fomenta la autoestima. El alumno se da cuenta de que puede, y eso tiene una repercusión directa en su aprendizaje, fundamental para hablar otro idioma.

Outbrain