FUERZAS DE SEGURIDAD

Sangre, sudor y lágrimas

Antonio Cabezas Pulido / Córdoba

Hace unos días en una entrevista realizada en televisión al ministro de Interior, Sr. Zoido y preguntado que cuando se equipararían los sueldos de Policía Nacional y Guardia Civil a los de los Mossos d’Escuadra. manifestó que ya se había aprobado en el Parlamento dicha proposición de Ley con los votos de PP, PSOE y CS, y que a primeros del mes de enero del próximo año se llevaría a efecto. Pero lo que no dijo el Sr. Ministro es que efectivamente se aprobó dicha proposición de Ley pero sin efectos vinculantes (vaya un engañabobos) o mejor dicho una medida para apaciguar los ánimos de las fuerzas y cuerpos de seguridad desplegados en Cataluña).

Desde aquí y como persona que ha pertenecido al Cuerpo de Policía Nacional le diría al Sr. Ministro que no he sentido más rabia e impotencia en mi vida al observar cómo el día 1 de octubre se derramaba sangre de compañeros que lo único que pretendían era restablecer el orden constitucional, de cómo les humillaban al tener que abandonar ciudades y hoteles a la carrera, y cómo eran apedreados y escupidos. Esa afrenta la hemos sufrido todos los españoles y esa rabia contenida también está dentro de nuestros corazones. Como persona diré que perdono pero no olvido.

Por ello le pido al Sr. Ministro que dicha promesa no se convierta en un brindis al sol y caigan en el olvido unas reivindicaciones que son de justicia, pues de llevarse a efecto ha tenido que ser motivado por el derramamiento de sangre, sudor y lágrimas de esos policías nacionales y guardias civiles que como usted aman y quieren a España. Queremos una Policía Nacional y Guardia Civil digna, pero igualmente queremos que su salario sea digno, igual, no superior, a Mossos d’Escuadra y policías locales. No esperemos otro 1 de octubre para que se nos reconozca lo que llevamos años pidiendo.

Outbrain