CARTAS AL DIRECTOR / SOLIDARIDAD

Guardacoches

María izquierdo Rico / Córdoba

Al llegar al cementerio, a poner unas flores en las tumbas de nuestros seres queridos (como casi todos los españoles), he quedado sorprendida al ver cómo la Policía Local impedía que un guardacoches se acercara a ayudarnos a encontrar un sitio libre donde aparcar. Lo peor de todo, y que me indignó bastante, es que dicho señor fue multado, por lo que el mismo se quejaba, al considerarlo una injusticia, ya que lo hacía apelando a la caridad, sin pedir nada a cambio, y como único medio para dar de comer a su hijo de pocos meses, cuya foto me motró. No creo sinceramente, que este hombre estuviera haciendo nada ilegal, y pienso que debería ser más importante ayudar al que quiera ejercer un trabajo, que ponerle una serie de trabas, incluso una multa, que se sabe que no podrá pagar. Solo pretendo con mi carta hacer ver que, nuestra solidaridad con el pobre deja mucho que desear en todos los estamentos.

Outbrain