El Ayuntamiento asume la propiedad de la residencia de San Juan de Dios

La congregación de las Hermanas Mercedarias de la Caridad lo gestionó hasta el año 2007

El alcalde de Montilla, Rafael Llamas, interviene durante la sesión plenaria de carácter extraordinario.
JOSÉ ANTONIO AGUILAR

I. TÉLLEZ / J.P. BELLIDO MONTILLA

El Pleno de la Corporación aprobó el pasado 16 de noviembre, con el apoyo unánime de todos los grupos municipales, la liquidación de la centenaria Fundación Hospital San Juan de Dios, institución que en su día se encargó de gestionar la residencia de mayores anexa a la iglesia de San Agustín, así como la subrogación de los derechos y deberes de esta institución.

De esta forma, el edificio situado en la plaza del Obispo Pérez Muñoz, junto a la calle Ancha, pasará a ser propiedad municipal, toda vez que el Ayuntamiento asumirá igualmente las deudas económicas que acumulaba la fundación.

El acuerdo adoptado por el Pleno permitirá cerrar el proceso iniciado el pasado mes de mayo por parte de la Junta de Andalucía cuando, a través de su Protectorado de Fundaciones, comunicó la extinción de una fundación que, tras la marcha de las hermanas Mercedarias que habían estado al frente de la residencia hasta el año 2007, «había dejado de tener razón de ser».

«Una vez extinguida la fundación, era necesario liquidar sus cuentas, por lo que el Ayuntamiento tendrá ahora que registrar las escrituras en la Notaría para hacernos cargo de la propiedad y, también, de las cargas que tenía la Fundación», explicó el alcalde de Montilla, Rafael Llamas, durante la sesión plenaria.

El primer edil montillano detalló que, de este modo, el Consistorio deberá hacer frente, entre otras deudas, a un préstamo bancario de algo más de 200.000 euros que en su día se solicitó para mejorar las instalaciones de la residencia, así como para hacer frente a los gastos de contratación de personal para la gestión de este servicio.

De esta forma, el edificio de la Residencia de Mayores San Juan de Dios pasa a formar parte del patrimonio del Ayuntamiento de Montilla que, hasta ahora, tan solo contaba con un derecho de superficie por un periodo de 75 años. «Ahora podemos decir que contamos con una residencia de ancianos municipal, lo que refuerza aún más la petición para la concertación de plazas residenciales en Montilla», subrayó el primer edil, en referencia al acuerdo adoptado por la Corporación municipal en la sesión plenaria ordinaria correspondiente al pasado mes de octubre.

En esta línea, el alcalde mostró su satisfacción por la solución alcanzada para solventar una situación que se venía prolongando «desde hace mucho tiempo», a la vez que quiso agradecer el trabajo desarrollado por los numerosos patronos de la Fundación «desde la solidaridad y desde la voluntad de ayudar a los montillanos».

La congregación de las Hermanas Mercedarias de la Caridad gestionó durante 117 años la atención de los enfermos, transeúntes, ancianos y personas con mayor necesidad desde la Residencia Hospital San Juan de Dios hasta que en el año 2007, debido a la falta de vocaciones religiosas en la provincia, se vieron obligadas a abandonar la localidad. Dos años más tarde, el Ayuntamiento acordó nombrarlas Hijas Adoptivas de Montilla.

Outbrain