NATURALEZA / SUBBÉTICA PRIEGO

La Concepción

Una vista de la aldea de la concepción.
AUMENTE RUBIO

JOSÉ AUMENTE RUBIO

El término municipal de Priego se extiende por unas tierras serranas en las que el proceso erosivo y las excesivas pendientes han dificultado el aprovechamiento agrícola a lo largo de la historia. La mayor parte de estas tierras y las mejores pertenecían al marqués de Priego y los vecinos no podían ser más que simples arrendadores, y en muchas ocasiones deudores de éste por la poca fertilidad del terreno. Los vecinos de Priego empezaron a comprar a los marqueses una porción considerable de sus tierras comuneras y a los reyes varias dehesas en el siglo XVI, y también se tasaron y se vendieron baldíos y realengos que compró la villa por Real cédula expedida en Madrid el día 5 de septiembre del año 1639. Además, el Ayuntamiento había establecido la costumbre desde principios del siglo XVIII de subdividir las tierras comuneras entre los hijos de los arrendadores y de conceder permiso para edificar casas en los abrevaderos que estaban alrededor de las fuentes. En este contexto se debe enmarcar el origen de la aldea de La Concepción.

La aldea de la Concepción, conocida popularmente como La Aldea se sitúa a la falda de Sierra de los Judíos, a sólo cuatro kilómetros de Priego, y cuenta con unos 210 habitantes. Esta aldea también es conocida popularmente como Los Cortijos, denominación que tiene su origen en el siglo XIX, cuando se la nombra como Cortijos del Judío. La actual iglesia está consagrada a la Inmaculada Concepción, patrona de la aldea. Se terminó de construir en 1968 sobre el solar de la antigua ermita. En la plaza principal de la aldea, donde también se encuentra la iglesia, se halla un pilar de base rectangular con un caño. Adosado al mismo se dispone un lavadero construido en piedra y protegido por una caseta.

A la aldea de la Concepción se llega desde la carretera A-339, de Priego a Almedinilla; y luego por la carretera CO-8208. Si preferimos llegar caminando desde Priego por un trayecto más directo, podemos hacerlo por una vía pecuaria, la «colada del camino de la aldea de la Concepción». Este camino, de cronología indeterminada, está incluido en la Base de datos del Patrimonio Inmueble de Andalucía, y en algunos tramos conserva los márgenes laterales, que aprovechan algunos sillares del yacimiento arqueológico del Cortijo de Catalina.

Podemos abordarlo desde la misma carretera A-339, a las afueras de Priego. El camino se inicia frente a la salida más oriental de Priego, continuación de la calle Puerta Granada, donde está la ITV de Priego; y en tres kilómetros llegaremos a La Concepción, penetrando en la aldea por la calle Alberquilla.

Otra opción es dar un paseo por la sierra cercana a la aldea de la Concepción. Desde la plaza de la iglesia debemos tomar la calle La Sierra, que se prolonga en un camino que se dirige hacia el noreste, atraviesa la carretera CO-8206 y continúa bordeando las rocosas laderas meridionales de la sierra de Los Judíos, en el límite del olivar. Entre almendros, retamas, y matas de marrubio y matagallo vamos ascendiendo por este rústico camino, que regala buenas vistas de la Concepción y la villa de Priego. Espartos y tomillos es casi la única vegetación que se aferra a la dura roca que se dispone a la izquierda del camino, que crea a veces curiosas formaciones, como si fueran esculturas de piedra. A la derecha, disfrutamos de una amplia panorámica del valle pleno de olivos y pasamos por algunos cortijos derruidos, enmarcados por toscos muros de piedra. A veces, el camino se difumina entre los olivos, pero siguiendo en la misma dirección, por el límite entre sierra y olivar, pronto volveremos a retomarlo. Llegaremos a las ruinas de la casilla de la Chinche, donde se incorpora por la derecha un camino que viene desde la carretera CO-8208. Aquí debemos cambiar de sentido y tomar el camino que se dirige hacia el norte por una pronunciada pendiente muy erosionada, y pasaremos por una bonita era empedrada.

Noticias relacionadas

Outbrain