VER, OÍR Y CONTAR

Un álbum familiar especial

La delegación palmeña de la asociación cordobesa de Amigos de los Niños Saharauis ha visitado el colegio El Parque H Yeray Maraver contó el significado de ser «hermano de corazón» con Sabut

Yeray Maraver Rico, de 6 años, cuenta a los niños su experiencia.
ELISA MANZANO
Elisa Manzano

«¿Lo echas de menos?». Fue una de las preguntas importantes que los alumnos de 5º y 6º de Primaria del CEIP El Parque, de Palma del Río, le hicieron al pequeño Yeray Maraver Rico, de 6 años. Se interesaban por su «hermano de corazón», un niño saharui de 12 años, de nombre Sabut, que ha formado parte del programa Vacaciones en Paz en la familia de Yeray en los dos últimos veranos. Se trata de una de las veinte familias de acogida que en el verano del 2017 han sido partícipes de un proyecto que ha despertado la curiosidad del alumnado, que ha preguntado: ¿cómo viven en el desierto?, ¿de dónde sacan el agua?, ¿qué comen?, ¿es verdad que por las noches hace frío allí?, y otros planteamientos sobre fiestas tradicionales del pueblo saharaui o esperanza de vida en el desierto. La directora del centro, Montserrat León Capilla, abrió otra batería de interrogantes sobre el calendario escolar, el móvil, la televisión...

La delegación palmeña de la asociación cordobesa de Amigos de los Niños del Pueblo Saharaui mostró una proyección sobre la realidad de este pueblo en el desierto. Yeray, presentado como embajador del pueblo saharaui, añadió fotos de un álbum familiar muy especial, imágenes donde aparecen dos niños, Sabut y Yeray, con grandes sonrisas.

Yeray quiere ir al Sáhara y para ello «ya ha puesto una hucha» porque, dice, «mi amigo Sabut quiere que vaya». Mientras, el niño de Palma del Río piensa que cuando sea mayor quiere ser arquitecto «para construir casas fuertes en el desierto».

Outbrain