DATOS DE LA CONSEJERÍA DE SALUD A DÍA DE HOY

La tasa de gripe se dispara en Córdoba hasta los 268 casos por 100.000 habitantes

Es una proporción muy superior a la media nacional y el doble de la andaluza

Imagen de archivo de las urgencias del hospital Reina Sofía.
A.J. GONZÁLEZ
M.J. Raya

La tasa de gripe se ha casi quintuplicado en Córdoba durante los últimos 10 días, al pasar de casi 60 casos por cada 100.000 habitantes que había hasta el 17 de diciembre a los 268 casos por misma proporción de población a día de hoy, según los datos facilitados ayer por la Consejería de Salud. Ante esta situación, la Junta resaltó que los centros sanitarios están activando medidas incluidas en el Plan de Alta Frecuentación para abordar de manera coordinada los incrementos de la demanda asistencial urgente que se vienen produciendo en estos días derivados fundamentalmente de la incidencia de la gripe.

La tasa de incidencia de la gripe se ha incrementado hasta alcanzar 133 casos por 100.000 habitantes a día de hoy en Andalucía, siendo esta la media andaluza, según los últimos datos registrados a través del Sistema de Vigilancia de Gripe de Andalucía. Este aumento de incidencia del virus ha provocado una mayor demanda de pacientes en los servicios de Urgencias de los centros sanitarios, que por este motivo mantienen activado el Plan de Alta Frecuentación desde el pasado 1 de diciembre, con el objetivo de abordar los incrementos habituales de la demanda asistencial urgente durante los meses de invierno.

La incidencia de la gripe se ha incrementado especialmente en las provincias de Córdoba (268 casos por 100.000 habitantes), muy superior a la media nacional, que es de 170 casos por cada 100.000 habitantes y el doble de la andaluza; Cádiz (172), Almería (148) y Sevilla (141 casos). Fundamentalmente, las personas que más acuden a los puntos de urgencias son pacientes mayores aquejados por diferentes patologías crónicas (bronconeumopatías, insuficiencia cardíaca, diabetes, cardiopatía isquémica) y, en general, pacientes pluripatológicos cuyas enfermedades de base se descompensan con el frío y los virus circulantes.

De manera proporcional a la mayor incidencia de la gripe se está registrando un aumento de la demanda de atención urgente en los centros sanitarios a la que se está dando una respuesta eficaz y coordinada gracias al Plan de Alta Frecuentación. Este Plan establece unas líneas estratégicas para los hospitales y los centros de Atención Primaria del Servicio Andaluz de Salud y es adaptado cada año por los equipos directivos y profesionales de todos los centros sanitarios públicos.

El plan contempla la monitorización de cuatro parámetros: el aumento del número de urgencias, el incremento de pacientes en el área de Observación, el aumento del número de ingresos hospitalarios y el número de pacientes que solicitan atención domiciliaria a los centros de atención primaria. Para ello se comparan estos datos con la media de los obtenidos el mismo día de la semana del año anterior. 

En esta semana, la demanda de atención urgente se ha incrementado de forma significativa en algunos centros sanitarios, por encima del 25% de la media de urgencias atendidas en años anteriores, lo que ha supuesto la activación de las medidas contempladas en la fase 3 del Plan.

Entre estas medidas se encuentran, en atención primaria, la ampliación de las agendas en las consultas de los centros de salud y el incremento de profesionales de los servicios de urgencias. En hospitales, la fase 3 supone medidas como aumentar la disponibilidad de camas, gestionar los ingresos hospitalarios adecuando la duración de los mismos con criterios clínicos, reasignar camas en función de los procesos más atendidos en Urgencias, reordenar la actividad programada para pruebas diagnósticas o procedimientos quirúrgicos no urgentes e incrementar el número de consultas disponibles para la asistencia  de profesionales en los servicios de urgencias.

En cada centro se están poniendo en marcha las medidas necesarias en función de la demanda asistencial que presenten, entre las que se incluyen refuerzo de personal en las áreas de Urgencias.

Prevenir la gripe

Es importante recordar a la población medidas higiénicas básicas para evitar la transmisión del virus. Así, en caso de tos o exceso de mucosa es preciso utilizar pañuelos desechables o el codo para tapar la boca y la nariz cuando se tosa o se estornude, mantener una correcta higiene de manos y evitar el contacto de las manos con la boca y los ojos. Asimismo, hay que extremar estas medidas higiénicas en los lugares donde exista aglomeración de personas o en trabajos de cara al público, donde cobra especial importancia el lavado periódico de las manos, que evita multitud de enfermedades que se transmiten por esta vía.

Es importante también incidir en que algunos problemas de salud habituales con la llegada del frío como catarros, congestiones o fiebre no necesitan en la mayoría de los casos atención sanitaria ni se curan con antibióticos. Ante cualquier duda, la población puede resolver sus dudas a través de Salud Responde las 24 horas del día.

La Consejería de Salud realiza un seguimiento de la incidencia de la gripe a través del Sistema de Vigilancia de Gripe de Andalucía, formado por una red de 118 médicos centinelas pertenecientes a todos los distritos y áreas de gestión sanitaria de Andalucía, que informan cada semana de la situación epidemiológica de la enfermedad durante toda la temporada, así como un laboratorio de referencia situado en Granada con capacidad para detectar virus gripales.

 

 

 

Outbrain