CONGRESO DE LA ASOCIACIÓN ANDALUZA

Expertos analizan en Córdoba los últimos avances en enfermedades autoinmunes

El encuentro está organizado por la unidad de Reumatología del hospital Reina Sofía y asisten unos 150 especialistas

Autoridades asistentes a la inauguración de este encuentro.
CÓRDOBA
Redacción

Alrededor de 150 especialistas de diferentes áreas y comunidades autónomas actualizan en Córdoba los últimos tratamientos y avances que se están produciendo en el campo de las enfermedades autoinmunes. Durante dos días, 16 y 17 de febrero, en el IX Congreso de la Asociación Andaluza de Enfermedades Autoinmunes (Aadea), se analizarán de la mano de expertos nacionales e internacionales, los avances e investigaciones que se están desarrollando en el abordaje de este amplio grupo de enfermedades.

A la inauguración del encuentro han asistido esta mañana la gerente del Servicio Andaluz de Salud, Francisca Antón; la directora gerente del hospital Reina Sofía, Valle García; la presidenta de la Sociedad Andaluza de Reumatología, María del Carmen Castro; el presidente de la Asociación Andaluza de Enfermedades Autoinmunes, Enrique de Ramón, y la presidenta del comité organizador del congreso, María Ángeles Aguirre.

El encuentro, organizado por la unidad de gestión clínica de Reumatología del Reina Sofía, reúne a nefrólogos, pediatras, neumólogos, especialistas en Medicina Interna, reumatólogos y profesionales dedicados a la investigación básica, entre otros. La doctora Aguirre, que es la reumatóloga del Hospital Reina Sofía especializada en el abordaje de enfermedades autoinmunes, explica que “las patologías que se incluyen en el grupo de enfermedades autoinmunes provocan inflamación y daño a nivel multiorgánico: articular, cutáneo, renal, pulmonar, cardíaco y sistema nervioso. Estas enfermedades se producen por un trastorno en el mecanismo de tolerancia inmunológica que desencadena la producción de anticuerpos contra los propios tejidos”.

En el congreso, que se celebra por primera vez en Córdoba, los diferentes especialistas “hablaremos de cómo la aparición de fármacos biológicos, la detección más temprana de determinadas enfermedades, el abordaje integral del paciente y la mayor especialización de los profesionales, están permitiendo mejorar la calidad de vida de los pacientes y reducir las tasas de mortalidad de algunas patologías”, prosigue la doctora.

Expertos

Los asistentes profundizarán en cuestiones de gran actualidad en este campo como las investigaciones genéticas que se están desarrollando en estos momentos, la afectación renal en el niño, nuevos tratamientos para las vasculitis, el desarrollo de hipertensión pulmonar, con qué otras enfermedades puede confundirse la sintomatología de las enfermedades autoinmunes (como por ejemplo sucede con la enfermedad de Gaucher) y el riesgo cardiovascular asociado a estas enfermedades.

Cada mesa se dedica a un aspecto de las enfermedades autoinmunes, repasando así los últimos hallazgos en estas enfermedades y los tratamientos existentes. Además de los factores y patologías asociadas al desarrollo de este grupo de enfermedades, el congreso abordará otras enfermedades como el Síndrome Antifosfolípido, de la mano del experto de la Universidad de Turín, Savino Sciascia. Otra de las expertas del encuentro es la reumatóloga cordobesa María José Cuadrado, especialista en Lupus Eritematoso, que lleva más de 20 años desarrollando su carrera profesional en Londres y que tiene abiertas diversas líneas de investigación en el abordaje de esta enfermedad.

Asimismo, el especialista del hospital Clínico de Barcelona, Juan Ignacio Aróstegui, hablará de enfermedades autoinflamatorias y el doctor Juan José Gómez Reino, del Hospital Clínico Universitario de Santiago de Compostela, expondrá las últimas novedades en el campo de los fármacos biológicos.

Novedades

En los últimos años la novedad más importante en el abordaje de este grupo de enfermedades es la aparición de fármacos biológicos que se están utilizando sobre todo frente a la artritis reumatoide y también en algunos casos de lupus eritematoso sistémico. Según destaca la presidenta del Comité Organizado, “estos fármacos han modificado el pronóstico de las enfermedades en cuanto a calidad de vida y también evitando deformidades propias de la evolución de la enfermedad”.

El proceso que se sigue en el Hospital Reina Sofía una vez detectada la enfermedad autoinmune, señala Aguirre, “es que el paciente recibe el tratamiento con los fármacos tradicionales (modificadores de la enfermedad) y si estos no ofrecen la respuesta prevista, el paciente es derivado a terapia biológica, evitando las secuelas articulares, especialmente en artritis reumatoide”.

La aparición de los fármacos biológicos y también de otros fármacos más eficaces que actúan controlando la enfermedad ha permitido reducir la dosis de corticoides que venían recibiendo los pacientes. En este sentido, apunta Aguirre, “hemos dado un paso de gigante, ya que las altas dosis de corticoides que venían recibiendo algunos pacientes provocaban complicaciones y la aparición de otras patologías”. Actualmente, se adapta la dosis al estado del paciente en cuestión.

Otro aspecto clave, según Aguirre, es que “cada vez se trata más precozmente estas enfermedades, pudiendo ofrecer un tratamiento más eficaz y mejor calidad de vida a los pacientes”. Esto es así porque cada vez hay más especialización por parte del profesional. De hecho, la doctora Aguirre es reumatóloga especializada en estas enfermedades. En esta línea, el complejo hospitalario cuenta con especialistas de referencia expertos en estas enfermedades en los distintos servicios (Reumatología, Medicina Interna, Nefrología, Dermatología e Inmunología) que facilita el seguimiento de los pacientes. En este sentido, María Ángeles Aguirre insiste en la conveniencia de que los especialistas trabajen coordinados para la detección de estas enfermedades, “ya que su diagnóstico resulta difícil, pues al principio se acompañan de síntomas muy inespecíficos como fatiga, dolores articulares, malestar o fiebre”.

Enfermedades más prevalentes

Existen más de 80 enfermedades autoinmunes clínicamente diferentes, cada una de las cuales afecta al organismo de una manera distinta -presenta un tipo de anticuerpo característico- y su manifestación también puede variar de un paciente a otro con la misma patología. En Córdoba, existen en estos momentos unas 700 personas con algún tipo de enfermedad autoinmune y cada año se diagnostican nuevos casos

El lupus eritematoso sistémico, la artritis reumatoide, el síndrome de Sjogren, la esclerodermia o el síndrome antifosfolípido son algunas de las enfermedades más prevalentes. Todas ellas son patologías crónicas de origen desconocido en las que juegan un papel importante los factores genéticos, ambientales y hormonales.

Concretamente, el lupus eritematoso sistémico es una enfermedad crónica que presenta una sintomatología variada, tiene una afectación multisistémica (puede afectar al riñón, la piel, el sistema nervioso central, articulaciones, etc.) En la provincia de Córdoba lo padecen de 300 a 400 pacientes. Se puede presentar a cualquier edad, aunque es más frecuente de los 15 a los 40 años y el 90% de las personas afectadas son mujeres.

El síndrome antifosfolípido, que a veces se asocia al lupus y otras veces aparece aislado, produce trombosis (arteriales o venosas) o pérdidas fetales, por la presencia de unos determinados anticuerpos. Según Aguirre , “cada vez se está diagnosticando más y puede ser muy grave. Afecta más a mujeres y aparece a cualquier edad (también en niños). Por ell, es importante conocer los síntomas que nos deben hacer sospechar esta patología, como que pacientes menores de 50 años presenten infarto de miocardio, trombosis cerebral; abortos numerosos o incluso pérdidas fetales de segundo o tercer trimestre o hipertensión durante el embarazo”. 

Los síntomas más comunes del síndrome de Sjogren, que afecta al 3% de la población y con más frecuencia a mujeres de 40 a 50 años, son la sequedad de ojos y boca. También se asocia a otras patologías autoinmunes como la artritis reumatoidea, el lupus eritematoso, la esclerodermia o la polimiositis, entre otras. Finalmente, la esclerodermia, que es una enfermedad que afecta a la microcirculación sanguínea, puede producir síntomas a diferentes niveles y conducir a una hipertensión pulmonar, entre otras complicaciones asociadas.

Como la mayoría de las enfermedades autoinmunes presentan afectación multiorgánica y los pacientes necesitan un abordaje integral en el que intervienen diversas especialidades. Es importante la coordinación de los diferentes especialistas implicados en la atención a estos pacientes para agilizar las citas, evitarle desplazamientos y que los profesionales puedan intercambiar opiniones entre ellos sobre la idoneidad de los diferentes tratamientos.

Investigación

En el Instituto Maimónides de Investigación Biomédica (Imibic), los profesionales del hospital Reina Sofía están desarrollando en la actualidad varios estudios sobre los mecanismos de trombosis y posibles tratamientos de esta patología en los que participan las reumatólogas María José Cuadrado y Maria Ángeles Aguirre, el hematólogo Francisco Velasco y la investigadora Rosario López Pedrera.

Outbrain