ENTREVISTA

«Conocer tan bien a esta unidad y su personal es una ventaja»

Aroldo Lázaro, General Jefe de la Brigada Guzmán el Bueno X

El general de Brigada Aroldo Lázaro Sáenz.
A.J. GONZÁLEZ
Rafael Romero

No hay caras nuevas esta vez en los relevos de mando. El general Lázaro llega al frente de la Brigada de Cerro Muriano, pero es como si nunca se hubiera ido, ni del Estado Mayor ni de los pasillos del Regimiento La Reina número 2. Nada le es ajeno. Tampoco a quienes le rodean en el Cuartel General de la base cordobesa.

-Su nombramiento culmina un ciclo redondo al frente de distintas unidades en la Brigada X. Ahora, como máximo responsable, general jefe y también de la comandancia de Córdoba y Jaén. Difícilmente le pueden decir cómo es su casa.

-Efectivamente he tenido la suerte y el gran privilegio de volver a la Brigada X tras dos destinos anteriores, uno como jefe de Estado Mayor, y otro como jefe del Regimiento. Ahora, la responsabilidad y los cometidos son diferentes a otro nivel, pero no cabe duda de que el conocimiento adquirido me va a permitir reducir ese periodo de aclimatación que en el caso de no conocer la unidad hubiera sido necesario. Esto es una labor de equipo y en esta casa viven y trabajan los hombres y mujeres de esta magnífica unidad. Con ellos y para ellos me empeñaré en esta nueva responsabilidad.

-¿Y cómo quiere que sea durante su mandato?

-Mi intención es continuar con la intensa labor que mis antecesores han venido realizando para situar a la Brigada Guzmán el Bueno a la vanguardia de las unidades del Ejército de Tierra. Para ello continuaré en la senda marcada, focalizando nuestro esfuerzo en la preparación del personal y las unidades y en mantener la operatividad de nuestro material para poder seguir ofreciendo una unidad disponible para ser empleada donde y cuando sea necesario. Nuestro personal es el fundamento de la Brigada. Mantener su fortaleza moral y su bienestar en las mejores condiciones presentes y futuras son prioridad y por ello seguiremos fomentando los valores básicos que nos lleven a la excelencia. Continuaremos impulsando los convenios y colaboraciones con las instituciones de Córdoba y Jaén, fortaleciendo y estrechando más si cabe el lazo existente entre estamento militar y civil.

-No sé si su caso es habitual en el Ejército, pero ¿es un hándicap conocer tan bien un destino o en su caso una facilidad por conocer tan bien su unidad desde dentro?

-Como comentaba anteriormente creo que conocer tan bien la unidad, su personal, material, procedimientos y relaciones es una condición ventajosa a la hora de asumir esta responsabilidad. Es cierto que la experiencia previa facilita el análisis de la situación y el planteamiento de soluciones a la hora de tomar decisiones, pero no quiero dejar de señalar el papel fundamental del equipo con el que cuenta el jefe de la Brigada para poder ejercer su mando y en este caso su experiencia, eficacia y consistencia es una garantía.

-¿Qué tiene la Brigada X como sello personal que no tengan otras unidades del Ejército?

-Cada unidad de nuestro Ejército tiene sus características y condiciones. Diversos factores marcan la singularidad de nuestra Brigada. La Brigada X es una unidad arraigada en esta hermosa tierra cordobesa y compuesta por hombres y mujeres de una categoría personal y profesional ejemplar. Es una unidad que por su estructura, composición y dotación de materiales posee las capacidades y versatilidad que la sitúan en primera línea de nuestro Ejército. Por su ubicación dispone de uno de los mejores campos de tiro y maniobra y esto tiene una gran repercusión en su instrucción y adiestramiento al facilitar el desarrollo de ejercicios a diario sin grandes desplazamientos. Y no podemos olvidar el permanente apoyo y colaboración de la sociedad e instituciones cordobesas que sin duda fortalece y engrandece el sentir de los componentes de esta unidad.

El general Lázaro, en su despacho, en la base de Cerro Muriano. Foto: A.J. GONZÁLEZ

-Toma el mando habiendo tenido un bautismo como general jefe de una unidad estrechamente ligada a Córdoba como es la Brigada Líbano. ¿Qué balance haría de su primera experiencia como general y además en una brigada multinacional con Naciones Unidas en el extranjero?

-El balance es altamente positivo. La participación en misiones internacionales refuerza nuestra confianza en la preparación, de nuestros materiales, además mejora nuestra capacidad de trabajar con los ejércitos de países aliados. Esta última experiencia me ha permitido constatar de nuevo la categoría profesional de nuestros hombres y mujeres y su pleno compromiso con la misión que nuestra nación nos ha encomendado en aquellas tierras. La experiencia del personal en esta misión -el 48% había participado en Líbano al menos una vez- así como la solidez de la preparación previa al despliegue han sido factores fundamentales para su buen desarrollo. Por quinta vez la Brigada ha estado en Líbano y de nuevo nuestro personal ha dejado el pabellón bien alto haciendo marca España más allá de nuestras fronteras.

-¿Cómo está la situación en Líbano?

-Naciones Unidas está trabajando bajo el marco de la Resolución 1701 desde el año 2006 y desde entonces se mantiene una situación sin enfrentamiento armado entre las dos partes en conflicto. Nuestras fuerzas, con sus actividades diarias, mantienen la vigilancia y el control de la zona para evitar que cualquier incidente menor pueda desencadenar una escalada de tensión tanto en los países participantes en la misión de Unifil como en la sociedad libanesa y siguen trabajando para consolidar y estabilizar las condiciones de seguridad en el sur del Líbano y alcanzar la situación final deseada, que no es otra que un control efectivo del territorio por parte de las fuerzas armadas libanesas y el gobierno del Líbano en la aplicación de la resolución antes mencionada.

-Imagino que será muy diferente a otro tipo de misiones, sin ir más lejos la próxima en los países bálticos con la OTAN.

-Efectivamente son misiones distintas, los escenarios donde se desarrollan son diferentes y las organizaciones internacionales en las que se marcan también lo son. Este nuevo compromiso tiene distintos cometidos, desarrollo y finalidad, como consecuencia los medios a emplear varían. En este nuevo escenario se van a desplegar por primera vez carros (Leopardo) y vehículos de combate de infantería Pizarro.

-Estonia será sin duda uno de los grandes desafíos de su inicio de jefatura. Imagino que ya empezarán en breve los preparativos para la misión.

-La nueva misión de las Fuerzas Armadas en el exterior, en Letonia, sin duda ofrece un reto importante para la Brigada X. Se proporcionará el segundo contingente que tras el extremeño despliegue en aquel país y por supuesto que estamos ajustando los calendarios para continuando con la preparación que venimos realizando a diario llegar en situación óptima para el cumplimiento de la misión. Como he mencionado antes esta es una unidad con alta capacidad y versatilidad para su empleo en distintos escenarios.

-Además su unidad está inmersa en la fase final de transformación en Brigada Polivalente. ¿Cómo va el proceso?

-Estamos finalizando el proceso de transformación como Brigada Orgánica Polivalente para estar a la altura de un ejército de futuro, teniendo una fuerza ágil, versátil, flexible, proyectable y resolutiva. Iniciamos este proceso en nuestra unidad en 2015, aunque durante este año han sido numerosas las incorporaciones de nuevos materiales a las unidades, entre las que cabe destacar la fase dos del Pizarro. De este modo, la Brigada Guzmán el Bueno X, que anteriormente contaba con tres unidades de combate tipo batallón o grupo va a disponer de cinco, lo que hace disponer de nuevas capacidades operativas. Así, el Grupo de Caballería las aporta en el ámbito del reconocimiento, de la seguridad, el contacto y el combate, y el Batallón de Infantería Motorizado, en las operaciones en ambientes tan exigentes como los núcleos urbanos o la montaña. Por otro lado, citar el incremento de una batería de Artillería con material remolcado o la modificación de la plantilla del Batallón de Zapadores con vehículos MZS y Vamtac. El tercer regimiento de la brigada se incorporó el pasado año, el Regimiento de Infantería Garellano 45, ubicado en Mungía (Bilbao), se encuentra totalmente integrado, incrementando sus posibilidades y flexibilidad de empleo.

-La Brigada de Cerro Muriano está estrechamente ligada a la sociedad cordobesa y sus instituciones. ¿Qué planes seguirán en su mandato?

-La intención es continuar con la estrecha relación con la sociedad cordobesa y sus instituciones como ha venido siendo con mis predecesores. Seguiremos con el apoyo y participación en acciones de cooperación, actos y actividades institucionales, así como facilitando la labor de las diversas organizaciones y asociaciones vinculadas con las fuerzas armadas. En definitiva, el objetivo es que con nuestro trabajo la sociedad cordobesa siga sintiéndose orgullosa de su brigada Guzmán el Bueno X.

Outbrain