BOTELLÓN EN EL CASCO HISTÓRICO

El Carnaval deja una veintena de intoxicaciones etílicas y quejas vecinales

El 112 confirma que entre los atendidos hay menores de edad

Botellón en la plaza de Juan Bernier.
MANUEL MURILLO
Redacción

El servicio de Emergencias 112 Andalucía ha coordinado la asistencia sanitaria de 18 intoxicaciones etílicas en Córdoba desde las 22.00 horas de ayer hasta las 8.00 horas de hoy, según han indicado fuentes consultadas por este periódico. Las mismas han señalado que estos incidentes habrían estado relacionados con la celebración del Carnaval y en ellos se han visto implicados personas de distintos perfiles, entre las que se encuentran menores de edad y mujeres. Estas han sido atendidas por los efectivos sanitarios.

Junto a esto, han apuntado que también se ha registrado una pelea durante la noche, aunque sin que se hayan producido heridos.

QUEJAS VECINALES POR EL BOTELLÓN

Muchas de esas asistencias por intoxicaciones etílicas se registraron en la plaza de Juan Bernier y su entorno, escenario de un botellón en el que participaron centenares de jóvenes, "entre 2.000 y 3.000" calculan algunos de los vecinos, muy molestos con las consecuencias de la fiesta, según han manifestado a este periódico. Los habitantes de la calle Pedro Verdugo, por ejemplo, han denunciado que esta vía peatonal se convirtió en un "auténtico meadero y cagadero" donde esta mañana han encontrado incluso "compresas o tampones".

Muy indignados, los vecinos han explicado que el botellón se prolongó desde las 19.00 horas hasta casi las tres de la madrugada. "Sobre las 12 de la noche vimos hasta cuatro ambulancias atendiendo a niños totalmente borrachos", han señalado, un extremo, el de menores atendidos por intoxicación etílica, que ha confirmado el 112.

Los vecinos han asegurado que, al menos ellos, no vieron señales de ningún dispositivo especial por parte de la Policía Local, a quienes llamaron "siete u ocho veces y no aparecieron hasta tres cuartos de hora más tarde, para decirnos que ellos no contaban con efectivos para regular esta situación".

Desde el Ayuntamiento, el concejal delegado de Seguridad, Emilio Aumente, ha explicado que la Policía Local había montado un dispositivo de seguridad, si bien ha reconocido que no se esperaban tanta participación. Pero sobre todo, Aumente ha hecho un llamamiento a la "responsabilidad de los padres" pues había una "gran cantidad de menores descontrolados" y no todo son medidas policiales para evitar estas situaciones.

Los mismos vecinos con los que ha hablado Diario CÓRDOBA han enviado estas fotos del estado de la plaza y las calles aledañas tras el botellón:

Outbrain